Archivo por meses: abril 2017

ANSIAS DE VOLAR

ANSIAS DE VOLAR

Ansias de volar

incendian mis pensamientos,

cuando llego a tu cima

y oteo el cielo.

Beso la mañana

según te siento

y acaricio tu alma

como el viento al velero.

Necesito extasiarme en tus pupilas

que se clavan en las mías,

y sacan chispas al fuego

que llevamos dentro.

© Marybella

 

EL ECO…

El eco persigue

El eco persigue el camino

acompañando tu llegada.

Oyes mi sombra

marcada en la arena,

anhelosa suspira por ti.

escuchas dormida

el ruido del fragor…

Vida… enganchada

en la encrucijada de tu oreja.

© Marybella

ERASE…

Erase una vez

Érase una vez un mundo

sin color

sin sonido

donde el caracol replicaba

sus propios latidos

y el gorrión acudía a su concierto,

envueltos en el aire

brumoso de lo incierto.

© Marybella

 

OLAS…

Olas que bañan

Olas que bañan las playas de mi mente,

vienen y van con oscilantes recuerdos.

Algunos llegan y otros se van sumergiendo

ahogándose sin lamento…

Escribieron líneas en su momento

y ya solo son espuma al viento.

© Marybella

 

SENTIRNOS AMADOS

image

 

Desperté gozosa sintiéndome entre tus brazos, ellos amorosos me rodeaban y con esa seguridad decían que me supiera querida y amada.

Cuantos gestos sin palabras son los que de forma espontánea nos hablan de mil maneras y van dándonos esas dulces recompensas que la convivencia a veces trae. Ellas son reflejo del lago profundo que subyace y que va dejando que desagüe y derrame el afecto y el cariño que desborda su interior.

Esas expresiones son únicas y confluyen con momentos que se viven en sentida comunión, quizá se acompañen de una mirada, de una sonrisa, de una caricia, de un beso, de un abrazo, de una lágrima vertida desde nuestro corazón; pero llegan a hacerse tan necesarias para sentir ese calor y bañarnos en amor, que es el agua que la vida nos da para regar ese fruto que germinó y día a día se robustece dando continuos y frondosos brotes de sentido amor.


Esa es realmente la llama que prende con fuerza, vivificando esa sensación, dándonos la pauta que reconforta el alma y como un rayo proyecta felicidad. Dichosos los enamorados que lo siguen estando después de caminar juntos muchos años, y se siguen mirando a lo ojos viendo ese lago que cada día sigue desaguando entre ellos amor. Es el mejor nutriente de vida para sentirnos con mayor plenitud y sacar de nosotros lo mejor.


El amor dentro de las personas puede adquirir, cuán escultura, un sin fin de formas diferentes y puede conseguir, de manera espléndida, que se instale en el corazón de los demás.

  • Marybella

    © Todos los derechos reservados.